Archivos Mensuales: octubre 2012

GMX Mail, un servicio de webmail a tener muy en cuenta

Actualmente, existen tres servicios de webmail que son los que usan la gran mayoría de los usuarios. Se trata de Yahoo Mail, Gmail y Hotmail/Outlook. Aquí tenéis disponible una comparación de los principales servicios de webmail. La verdad es que los tres ofrecen, en mayor o menor medida, un buen servicio, pero tienen sus defectos y que sean los más populares no quiere decir que sean los mejores.

De entre los tres, el que más recomendaría es Yahoo Mail. Tiene almacenamiento ilimitado, POP3, IMAP y SMTP gratuitos, interfaz agradable… Las únicas pegas que le pondría es que sólo ofrece 25 Mb para archivos adjuntos por mensaje (que es lo mismo que Gmail y Hotmail/Outlook, por otra parte) y que si intentas accedes con un navegador poco popular (por ejemplo, Qupzilla) tienes que usar la versión antigua de Yahoo Mail. Ningún defecto importante, la verdad es que mi valoración es bastante buena.

Sobre Hotmail/Outlook (para quien esté perdido, se ha llamado toda la vida Hotmail pero ahora lo han rediseñado al estilo Metro de Windows 8 y lo han renombrado a Outlook, que pronto sustituirá completamente a Hotmail), es el servicio que he usado durante muchos años, y no está mal, pero procuro huir lo máximo posible de cualquier cosa que venga de Microsoft. Además, el diseño de Outlook, aunque no es feo, no me termina de convencer por su estilo minimalista. Un defecto importante es que no ofrece IMAP de manera gratuita.

GMail es el que sale peor parado, y nunca entenderé por qué está en auge y tan de moda. Ofrece algo distinto en el sentido de que agrupa los mensajes por conversaciones, lo que puede ser útil para ciertas cosas (sin pasarse tampoco, que de toda la vida las respuestas a los mensajes de correo electrónico han incluído los mensajes anteriores), pero estás sirviendo en bandeja a Google tus mensajes de correo electrónico para que escaneen y almacenen toda la información que contengan. Supuestamente es por tu bien, para ofrecerte publicidad que te interese, pero a mí particularmente no me interesa ningún tipo de publicidad ni quiero que nadie más que los destinatarios de mis mensajes tengan acceso a ellos. Además, GMail no ofrece almacenamiento ilimitado (“sólo” 10 Gb) y la interfaz es fea para mi gusto.

Dicho esto, Yahoo Mail sería una opción muy buena para usar como correo electrónico, pero, como dije antes, no por ello es la mejor.

GMX es el servicio de webmail de United Internet, empresa alemana cuyo servicio más popular sea probablemente 1&1, para crear páginas web fácilmente. Existen dos servicios GMX: uno es el alemán, bastante usado tradicionalmente en su país, aunque con prestaciones más limitadas (supongo que al no necesitar captar a la mayoría de los usarios no ofrecen más de lo necesario); y otro es el internacional, que cuenta con varios dominios (.com, .es, .fr, .co.uk, etc.) y soporte a tres idiomas (inglés, español y francés). El servicio Mail.com fue también adquirido por GMX.

GMX ofrece almacenamiento ilimitado de mensajes, el doble de tamaño para archivos adjuntos que los demás servicios comentados (50 Mb por mensaje), y además ofrece un servicio de almacenamiento en la nube de 2 Gb de forma gratuita.

El webmail de GMX utiliza la interfaz libre Qooxdoo, cuyo funcionamiento es bastante similar a la de los clientes de escritorio de correo electrónico y, la verdad, es que es bastante cómoda, funcional y personalizable. Además, con GMX no tienes que temer por tu privacidad ya que sólo tú y tus destinatarios tendrán acceso a tus mensajes.

GMX dispone de un recolector de correos muy útil para recibir en tu cuenta GMX mensajes de otras cuentas externas de correo electrónico y puedes crear hasta 10 direcciones alias adicionales en GMX. También cuenta con una herramienta de filtros de correo electrónico muy completa, así como protección contra spam y virus.

Los usuarios de GMX pueden usar grauitamente POP3, IMAP y SMTP para usar su correo electrónico GMX desde su cliente de correo electrónico de escritorio, o el cliente de correo electrónico de su smartphone.

En este, hace sólo unos días podría haber comentado los puntos negativos (o no tan positivos) de GMX, relativos a la consulta del correo desde el móvil, pero acaban de lanzar una versión móvil de la web, perfecta para quien quiera consultar su correo (o escribir mensajes) ocasionalmente sin tenerlo permanentemente sincronizado por el teléfono. La aplicación propia de GMX para teléfonos móviles Android no está disponible aún en español (está en alemán por defecto, o en inglés si es el idioma de tu teléfono), pero en realidad esto no es un problema ya que contando con IMAP y SMTP de forma gratuita podemos configurar nuestra cuenta en cualquier cliente de correo electrónico que tengamos en nuestro teléfono, teniendo disponibles las mismas funcionalidades. Por lo que realmente puedo decir que no le encuentro ningún punto negativo a GMX desde el lanzamiento de la versión móvil de la web, ¡son todo ventajas!

Si os ha parecido interesante esto que os cuento, os animo a probarlo. ¡Realmente merece la pena!

Ver DVDs en Ubuntu y derivados

(Actualización 22/10/2013: el repositorio Medibuntu, tras un tiempo de abandono, finalmente ha dejado de existir, por lo que edito el artículo indicando el repositorio recomendado actualmente)

Si usáis Kubuntu, Xubuntu o cualquier distribución de la familia Ubuntu probablemente en algún momento habréis intentado ver una película en DVD y os habréis encontrado con que no se reproducía el DVD en ningún reproductor.

No es que haya ningún problema en vuestro sistema, es que necesitáis instalar una librería para acceder y desproteger DVD encriptados con CSS. Esta librería se llama libdvdcss, es libre y parte del proyecto VideoLAN, aunque también es usada por reproductores como MPlayer y muchos otros.

El caso es que no se encuentra en los repositorios oficiales de Ubuntu, y váis a tener que agregar el repositorio de libdvdcss de VideoLAN a las fuentes de software. Hacerlo es sencillo, sólo tenéis que copiar y pegar estos comandos en un terminal:

echo “deb http://download.videolan.org/pub/debian/stable/ /” | sudo tee /etc/apt/sources.list.d/libdvdcss.list

wget -O – http://download.videolan.org/pub/debian/videolan-apt.asc|sudo apt-key add –

Después de eso, simplemente abrid el gestor de paquetes (Muon, Synaptic…), comprobad las actualizaciones, buscad el paquete libdvdcss2 e instaladlo. También podéis instalarlo desde el propio terminal, claro (sudo apt-get update y sudo apt-get install libdvdcss2). Y listo, ¡ya podéis ver vuestros DVDs!

Nota: En otras distribciones GNU/Linux puede darse el caso de distribuciones que traigan de serie libdvdcss, otras donde se encuentre el paquete disponible en los repositorios oficiales y otros donde tengas que instalarlo desde un repositorio de terceros (por ejemplo, en openSuse el paquete está en el repositorio Packman). Es cuestión de, si tenéis problemas para ver un DVD, mirad si tenéis instalado o disponible el paquete y, si no, buscad cómo instalarlo. No es complicado.